Cuando lanzamos un plan de marketing online para un negocio, es normal creer (equivocadamente) que al explotar todos los recursos posibles pueden obtenerse más y mejores resultados, en menos tiempo.

Esto es verdad con grandes empresas que disponen de un alto nivel de inversión, un plan de marketing formal, un arsenal de recursos publicitarios y de comunicación, y una agencia publicitaria que se encarga de todo. Pero para negocios y PYMES, que tienen presupuestos acotados e inexperiencia en el mundo online, sucede todo lo contrario: quien mucho abarca poco aprieta.

No es lo mismo concentrar el presupuesto disponible inicial, en unos pocos objetivos, medios y acciones, que asignar pequeñísimas cuotas en demasiados.

Si recién empezás con tu plan de marketing digital, no quieras abarcar TODO de un día para el otro: posicionamiento natural, redes sociales, email marketing, e-commerce, blogs, publicidad de pago por clic, etc, etc. Es muy probable que termines haciendo nada, o haciendo todo a medias.... y que todas esas acciones conjuntas no alcancen la fuerza necesaria para producir resultados notables. Cada medio, objetivo, segmento, o estrategia, requiere de una inversión mínima para que retorne en beneficios tangibles. Existe en la economía digital un "punto de equilibrio" dificil de alcanzar, si se pierde el foco.

Voy a darte un consejo para que no te "vayas por las ramas". Cuando tenés poco presupuesto (e inexperiencia en medios digitales), y deseas promocionarte en Internet, debes enfocarse, estableciendo prioridades, a saber:

  1. lo que vas a promocionar (cantidad de productos o servicios y su jerarquía de mayor a menor importancia, empezá a promocionar tus 2 a 3 productos o servicios más urgentes y luego incorporas el resto)
  2. el medio (o la estrategia) digital

Si arrancás por lo más básico, ya avanzas demasiado: tener tu sitio web en buenas condiciones (optimizado), y empezar a "inyectarle" tráfico a través de publicidad de pago por clic.

En mi opinión, la publicidad de pago por clic (específicamente de búsquedas) es el primer medio que hay que explotar, porque nos ayuda a comprender el mercado online para nuestro negocio, porque nos permite controlar el ROI (retorno de la inversión), y fundamentalmente: porque brinda resultados más inmediatos que otras estrategias/medios. Esto nos permite ajustar y optimizar casi en tiempo real, sin tener que esperar tanto tiempo en evaluar su impacto y resultados.

Si quisieras empezar haciendo un blog, posiblemente no sería buena idea, porque el márketing con contenidos te puede dar resultados a largo plazo y luego de una maduración necesaria durante la cual el impacto es mínimo o nulo en las ventas.

Enfocate primero en producir ventas (porque es lo que más necesitás a corto plazo para sobrevivir) en medios que te brinden resultados rápidos, luego de a poco comenzás incorporando otros medios o estrategias como el SEO, escribir un blog, hacer marketing en redes sociales, etc (estos 2 últimos sirven más para fidelizar, para crear presencia de marca, pero es bastante cuestionable su "performance" en las ventas cuando recién comienzan a gestarse)

Bueno, espero te sirvan estos consejos si deseas promocionar tu negocio en Internet.

Si deseas armar tu plan de marketing online, te recomendamos nuestro servicio de consultoría y capacitación. Si deseas maximizar el retorno de tu inversión en acciones de marketing online, te recomendamos nuestro servicio profesional de Análisis y Auditoría Web